Padre de Familia Colsarista

Están convencidos que el sentido religioso, ético, moral de los hijos se fragua, se forma y se fundamenta en el hogar, desde muy temprana edad.

Son los primeros educadores de sus hijos y la institución es un colaborador.

Están comprometidas con la filosofía del colegio y permanecen siempre abiertos al diálogo y al cambio.

Comprenden que no basta matricular a sus hijos en el colegio, sino que es necesario acompañarlos durante el proceso educativo.

Valoran y celebran las fiestas religiosas, enseñan a orar a sus hijos, bendicen la mesa, dan importancia a la primera comunión, la confirmación y demás sacramentos.

Conocen ampliamente el Manual de Convivencia y la filosofía Institucional, están de acuerdo con los mismos y brindan apoyo a la institución en la formación de sus hijos.

Inculcan una continua superación y promuevan un cambio social en sus hogares para el bien de la sociedad y de la patria.

Asumen con responsabilidad un control del estudio, realización de tareas y lecciones a sus hijos.

Comprenden que el amor no consiste en dar cosas a sus hijos para el estudio y llevar lo necesario para vivir sino dedicando tiempo al hogar, dialogando y manifestando cariño a sus hijos.

Colaboran en el desarrollo del hábito de la lectura y la investigación como medio de despertar el espíritu creativo.